Bajo la dirección de la presidencia saudita del G20 en 2020, la OMT y el Grupo de Trabajo de Turismo del G20 formularon el Marco de Al-Ula para seguir promoviendo la contribución del sector como medio eficaz para lograr un crecimiento más justo y promover los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

El Marco ofrece recomendaciones y herramientas específicas para apoyar tanto a los Gobiernos como a todos los demás agentes clave del sector turístico, incluidos los gobiernos regionales y locales, el sector privado, las asociaciones del sector, la sociedad civil, las comunidades y los turistas, fomentando un enfoque verdaderamente holístico e integrado para encarar un desarrollo comunitario inclusivo a través del turismo.

-Las naciones del G20 pueden servir de ejemplo-
El secretario general de la OMT, Zurab Pololikashvili, dijo: «Al aunar fuerzas para reiniciar el turismo, debemos asumir nuestra responsabilidad de garantizar que los beneficios del turismo sean compartidos por todos. Felicito a la presidencia saudita por dar al desarrollo comunitario inclusivo a través del turismo un lugar prominente en la agenda e invito a los países del G20 a adoptar este concepto e incorporar el turismo como un medio eficaz de avanzar en la inclusión y la sostenibilidad”.

-Situar el turismo en el centro de las políticas de desarrollo-
El Marco hace un llamamiento a un modelo de desarrollo turístico basado en alianzas entre el sector público, el sector privado y las comunidades, e incluye un conjunto de programas e iniciativas concretos basados en cuatro pilares de acción, a saber, el empoderamiento, la salvaguarda, la prosperidad y la colaboración. Además, se definen los ámbitos clave de la medición del impacto del turismo en las comunidades, de conformidad con la Iniciativa de Medición de la Sostenibilidad del Turismo, liderada por la OMT.

Entre las Directrices del G20 para el desarrollo comunitario inclusivo a través del turismo, respaldadas en la reunión, cabe destacar la importancia de situar el turismo en el centro de las políticas de desarrollo a nivel internacional, nacional y local. En las Directrices se hace hincapié además en la importancia del desarrollo del capital humano, los mercados de trabajo inclusivos, la protección social adecuada, y la innovación y el emprendimiento como factores clave del turismo entendido como un sector centrado en las personas, así como para promover el empoderamiento de la mujer y crear puestos de trabajo dignos para todos.

Con nota de prensa de UNWTO