Pisos de alta gama: la propuesta diferente

0
248

 Escribe Jorge Thomas / jthomas@layemadelgusto.com

 

pisos no son la excepción.

La propuesta de pisos flotantes, denominados así porque no requieren de ningún pegamento para adherirse constituyen en esto momento la alternativa más conveniente y atractiva cuando se trata de escoger productos que combinen diseño, resistencia y garantía.

Balterio es una marca de pisos importados de Bélgica que ofrece eso y más. Pisos hidrófugos, impresiones digitales (las primeras a nivel mundial en el segmento de suelos), formatos modulares (es decir combinables entre sí para obtener sorprendentes resultados), son solo algunas de las novedades que hoy constituyen todo un lujo para el mercado peruano.     

A LA MEDIDA DE LA IMAGINACIÓN

Sus más de 350 modelos diferentes, sus 25 años de garantía en promedio y su HDF de altísima calidad le dan un valor diferenciado sobre otras marcas que actualmente se encuentran en el Perú.

Para los que no estén familiarizados con el término HDF (High Density Fibreboard) por sus siglas en inglés también conocidos como tableros de fibras de alta densidad, que no son otra cosa que tablas elaboradas de fibras de madera de pino (que previamente se han desfibrado y eliminado la lignina que poseían) aglutinadas con resinas sintéticas mediante fuerte presión y calor, en seco, hasta alcanzar una alta densidad, que supera los 850kg/m3.

pisos laminados, estos pisos poco tienen que ver con los que se han popularizado aquí como un piso barato y de mala calidad, normalmente de origen oriental; sin embargo desde su origen en los países nórdicos, fabricados desde la década de los 70, han sido una importante alternativa frente a las dificultades ecológicas y funcionales que presentan los pisos de madera maciza.

Utilizados en obras tan variadas como restaurantes, tiendas de diseño, oficinas y viviendas, los pisos que ofrece la empresa Balterio le dan a la obra no solo el alto tránsito que requieren sino el marco de exclusividad, buen gusto y diseño que revaloriza cualquier inversión. 

Cada obra, gracias a la amplia gama de modelos, puede convertirse en única. Por eso cada vez más arquitectos y diseñadores de interiores, prefieren imprimirle su sello personal con estos pisos que invitan a soñar.